Por tercer día consecutivo, jóvenes vestidos de negro se apostaron frente a la sede de la JCE, insisten en que el pleno de debe renunciar

Por tercer día consecutivo, jóvenes vestidos de negro se apostaron frente a la sede de la Junta Central Electoral (JCE) para exigir la renuncia de los miembros del pleno del organismo, tras el colapso de las elecciones municipales del pasado domingo.

“Que renuncien ya, tamo’ hartos ya”, “Esa Junta va pa’ fuera” y otras impublicables, son algunas de las frases que vociferan contra el órgano electoral.

Desde las 3:00 de la tarde, los manifestantes se colocaron en la Plaza de la Bandera, sin importar la amenaza de lluvia. El padre Rogelio Cruz se integró a la protesta y también pide la salida de los miembros del pleno.

Mientras, una barrera de militares fue apostada en el lugar. Los agentes policiales han colocado vallas para evitar que se lancen a la vía pública.

Las protestas coinciden con el inicio de las horas picos, lo que provoca que largos tapones empiecen a formarse en las avenidas 27 de Febrero (dirección este-oeste, oeste-este) y Gregorio Luperón (norte-sur).

Los conductores tocan bocina en apoyo a los manifestantes.