La Casa Blanca desmintió que Mike Pence esté en cuarentena

Así lo confirmó el portavoz del vicepresidente de los Estados Unidos, Devin O’Malley, quien recordó que el funcionario dio negativo a las pruebas de COVID-19

La Casa Blanca desmintió este domingo que el vicepresidente de los Estados Unidos, Mike Pence, haya entrado en cuarentena luego de que su secretaria de prensa, Katie Miller, diera positivo por coronavirus el pasado viernes.

La información de que el vicepresidente se había aislado por el caso de Miller fue reportada este domingo por la cadena Bloomberg. Sin embargo, horas más tarde el portavoz de Pence, Devin O’Malley, desmintió esa versión. Por medio de un breve comunicado, aseguró que el vicepresidente “seguirá los consejos de la Unidad Médica de la Casa Blanca”.

O’Malley recordó, por su parte, que Pence “ha dado negativo” a todas las pruebas de COVID-19 a las que se sometió. Por ese motivo, “planea estar en la Casa Blanca mañana”.

De acuerdo a otro funcionario, citado por las cadenas NBC y CNNPence ha puesto “algo de distancia” con otros empleados de la Casa Blanca este fin de semana, pero “no hay restricción” en ninguna de sus actividades.

Miller es la principal portavoz del grupo de trabajo de coronavirus de la Casa Blanca, que es dirigido por el propio Pence. La última reunión que mantuvo el grupo fue el pasado jueves. Una fuente reveló a Bloomberg que el vicepresidente norteamericano fue testeado el domingo y el resultado fue negativo.Tanto él como Trump se han hecho pruebas regularmente.Katie Miller asistente de Mike Pence, vicepresidente de Estados Unidos (Twitter)Katie Miller asistente de Mike Pence, vicepresidente de Estados Unidos (Twitter)

Pence fue informado del contagio de Miller el viernes por la mañana, antes de un viaje que tenía previsto al estado de Iowa. La portavoz de la Casa Blanca, Kayleigh McEnany, indicó este sábado en conferencia de prensa que la asistente de Pence “posiblemente había estado en contacto con seis personas que tenían programado volar» junto al vicepresidente a Des Moines, capital de Iowa. Por ese motivo, “fueron retirados del vuelo”.

Este es el segundo colaborador de Pence que resulta contagiado con la enfermedad, después de que el pasado 21 de marzo el propio vicepresidente anunciara que un integrante de su equipo había dado positivo a COVID-19 y confirmara que él y su esposa, Karen, se someterían a una prueba que finalmente resultó negativa.

En los últimos días varios funcionarios de la Casa Blanca han entrado en cuarentena por haber estado expuestos a personas contagiadas en la Casa Blanca.El epidemiólogo de la Casa Blanca, Anthony Fauci, también entró en cuarentena por un posible contacto con un caso de coronavirus (REUTERS/Carlos Barria)El epidemiólogo de la Casa Blanca, Anthony Fauci, también entró en cuarentena por un posible contacto con un caso de coronavirus (REUTERS/Carlos Barria)

Uno de ellos es el doctor Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas y principal asesor del presidente Donald Trump en la lucha contra la epidemia.

El instituto que dirige Fauci dijo que el funcionario dio negativo al contagio y continuará siendo examinado con regularidad. Señaló que la situación de Fauci es considerada de “relativamente bajo riesgo” debido al grado de exposición que tuvo con la persona diagnosticada. Por ello, “adoptará las medidas apropiadas de precaución” para reducir el riesgo de contactos personales mientras cumple con sus obligaciones. Aunque Fauci permanecerá en casa y trabajará a distancia, se presentará a la Casa Blanca si se lo solicitan y se adoptarán las medidas necesarias, según el instituto.

También adoptaron la misma medida el doctor Robert Redfield, director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés), y Stephen Hahn, comisionado de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA por sus siglas en inglés).

El sábado también se reportó que una asistencia personal de Ivanka Trump ha dado positivo en la prueba de coronavirus. No obstante, desde hace varias semanas no tiene contacto con la hija mayor del presidente, ya que se encuentra trabajando desde su casa.

El pasado viernes Ivank y su marido, Jared Kushner, dieron negativo en la prueba de COVID-19.