Ciudadanos de Santo Domingo sonaron por segunda noche seguida cacerolas, calderos y ollas desde sus hogares, atendido a un llamado de protesta

Ciudadanos de Santo Domingo sonaron por segunda noche seguida cacerolas, calderos y ollas desde sus hogares, atendido a un llamado de protesta realizado en redes sociales, por el descontento causado después de la suspensión de las elecciones municipales del pasado domingo 16.

Al igual que el viernes, el llamado al “cacerolazo” se hizo de 8:00 pm a 8:10 pm. Las cacerolas se escucharon desde las exclusivas torres de sectores del Polígono Central, como Piantini y Naco, al igual que en residenciales de Santo Domingo Oeste. El “tin tin” que produce el contacto del metal de ollas y cucharas sonó además en Bella Vista, El Millón, Gascue y otros sectores de clase media.

Conductores que transitaban en ese lapso por la avenida Abraham Lincoln también se unieron al reclamo haciendo sonar las bocinas de sus autos.

En Santiago también se unieron a la manifestación.